Renault SA ha fijado objetivos para ampliar su negocio de coches compartidos Mobilize mientras el fabricante de automóviles francés intenta cerrar un capítulo de operaciones en Rusia.

La marca, que actualmente genera pérdidas aún con el renting para autónomos que gestionan, debe lograr márgenes de dos dígitos para cada categoría de servicios para 2027, dijo el fabricante de automóviles el martes. Renault mantiene su objetivo de que Mobilize represente una quinta parte de los ingresos del grupo a finales de esta década.

Renault se está centrando en nuevas áreas de negocio, ya que se enfrenta a una fuerte competencia en la venta de vehículos para el mercado de masas y a los retos de salir de Rusia, su segundo mayor mercado. En una señal de posibles cambios más profundos, el fabricante de automóviles también anunció el martes una cooperación más estrecha con el gigante automovilístico chino Geely Automobile Holdings, que va a comprar una participación del 34% en la unidad coreana de Renault.

El consejero delegado, Luca de Meo, está presionado para cumplir los objetivos de mejora de los márgenes y recorte de costes, al tiempo que se enfrenta a una caída de las ventas y gestión de renting de coches en Europa y a la competencia de sus rivales en el lanzamiento de nuevos vehículos eléctricos.

La rama de financiación de Renault y renting peugeot RCI Bank and Services, va a cambiar su nombre por el de Mobilize Financial Services y aspira a tener una flota de 1 millón de vehículos para leasing y 200.000 para suscripción en 2030. Para ese mismo año, Mobilize debe aumentar el número de cargadores de vehículos eléctricos instalados hasta 165.000, frente a los 22.000 del año pasado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.